FERRATA DE LES SERRES DE MESTRAL - L'HOSPITALET DE L'INFANT


LARGA AL SER FERRATA/CAMINATA



Volver a la página principal


15 de enero de 2006
El acceso a la misma es laborioso y difícil de describir, espero no confundiros con la descripción. Desde Barcelona tomamos la autopista que lleva a Castellón y Valencia, dejándola por la salida de L'Hospitalet de l'Infant. Una vez pasado el peaje, en el primer cruce, nos desviamos a la derecha, en dirección a Valencia y Castellón. Al llegar a una rotonda tomamos el desvío que lleva a La Ametlla de Mar. Al poco, a nuestra derecha, encontramos una gasolinera y poco después un hotel. Desde ese hotel sale una carretera comarcal que nos lleva en dirección a la autopista que hace poco hemos dejado. Atravesamos las vías del AVE por un puente y, siguiendo por la misma carretera comarcal, llegamos a una pista de tierra que va en paralelo a la autopista, la tomamos por nuestra derecha hasta y, al poco nos obliga a pasar por debajo de la autopista para acceder al otro lado de la misma. Seguimos por nuestra izquierda en paralelo a la autopista hasta llegar al área de servicio de L'Hospitaler de l'Infant (nos separa una valla). Desde el área sale una pista forestal, por nuestra derecha, en dirección a una ermita. Poco antes de llegar a ella, y al lado de un sendero que se desvía a nuestra izquierda, en- contramos un pequeño espacio para aparcar (el sendero es impracticable para turismos pero aceptable para 4x4). Continuamos por el hasta llegar a dos bifurcaciones (siempre hacia la derecha) y llegaremos a una torre de alta tensión. Poco después llegaremos a una nueva bifur- cación... en ese mismo lugar aparcamos, el sendero que nos lleva a la vía aparece a nuestra izquierda, remontando una loma llena de matorra- les. Tomamos ese sendero en dirección a las primeras estribaciones de la serra de Mestral. Siguiendo por el camino que discurre entre los matorrales, llegamos al primer y visible grupo rocoso, donde encontra- mos una cuerda que nos adentra en una pequeña grieta. Al poco damos con un primer cable de seguridad que nos conduce a los primeros esca- lones metálicos. Todo por medio de una zona de fácil acceso. Nuevo cable a nuestra derecha hasta acercarnos a una cadena que nos facilita el ascenso por una zona de grandes rocas. Desde este lugar podemos apreciar el final del itinerario de nuestra vía ferrata, y el inicio de la pista forestal que desciende hasta donde hemos dejado el 4x4.Esa pista empieza en lo alto, en medio de dos torres de alta tensión. El itinerario de esta vía discurre por una zona rocosa similar a los conocidos "Castellets" del Montseny, que nos obligan a pequeños y continuos esfuerzos pero, como todo el mundo sabe, no revisten peligro alguno. Un pequeño tramo de matorrales nos conduce, sin necesidad de carnet, a un nuevo cable que nos lleva por la izquierda de las rocas, hasta adentrarnos en una pequeña pared sin riesgo aparente alguno, que, tras un pequeño esfuerzo, nos deja en una nueva pared facilona, donde volvemos a encontrar escalones y cable. Al final de este trayecto topamos con el resalte rocoso más conocido del lugar, resalte donde todo el mundo se fotografía por su curiosidad. Es la foto que encabeza el detalle de esta ferrata. Un descenso un poco más excitante de lo que hemos visto hasta ahora, nos deja en un nuevo cable que asciende por la izquierda de los resal- tes rocosos, hasta llevarnos a otra zona donde, se supone, encontramos peldaños, que se encuentran en un lamentable estado de conservación... Pero no os preocupéis, al ascender la pequeña pared donde hemos topado con esa maravilla de escalones, encontraremos los restos de un cable de seguridad, su deplorable estado nos hará olvidar el mal humor que nos ha creado la visión de los escalones. Nos encontramos nuevamente en la cúspide de una pequeña cresta. Peque- no descenso para volver a ascender por algún que otro escalón... y nuevo cable y grieta que nos llevan al lugar más intenso de toda la vía... Un pequeño rápel. Más matorrales y una nueva cadena nos dejan en la cima de un promontorio rocoso, desde el que podemos valorar el rápel que acabamos de realizar. Prestemos atención, al poco hemos de realizar un pequeño desvío entre los matorrales, hacia nuestra iz- quierda. No nos perdamos. Nueva cadena sin interés, que nos deja al lado de otra que nos ayudará a trepar por otro tramo con el mismo interés que el anterior. En esta zona nos empezamos a calentar un poco, necesitamos emplear las manos algo más que en los lugares ante- riores... pero se acaba pronto. Nos vemos obligados a ascender por medio de una pequeña chimenea ayu- dados, en su tramo final, por unos escalones. Se ha acabado la zona difícil. Al final de esta pequeña ascensión podremos tomar fotos engañosas, con ellas podríamos engañar al profano y dar a entender que esta vía es muy aérea. Sendero entre matorrales y nuevo resalte con cadena, para dar con un plácido sendero que transcurre entre matojos, que nos deja en otros escalones necesitados de reparación (uno de ellos cuelga engarzado en la roca desde un solo lugar). Monotonía. Nueva cadena, pequeño resalte, preciosa vista del mar, para seguir triscando alegremente entre fáciles rocas, que nos dejan en un sendero (nunca había encontrado una vía con tantos senderos) que nos lleva a un descenso que recomiendo realizar rapelando. No por su difi- cultad si no por lo erosionado del lugar y la tierra resbaladiza con la que topamos. Al poco damos con una magnífica y rocosa mesa, queda la mar de mona en las fotos... Nuevo sendero, nuevo sendero, nuevo sendero... hasta topar con una grieta que se deja rebasar descendiendo por la izquierda, hasta llevarnos a una nueva cadena. Foto del centro geodésico, para iniciar el descenso (donde poco más puedo detallar excepto, quizá, una pared algo interesante ayudada por una larga y gruesa cadena) hasta la zona donde encontraremos las dos torres de alta tensión que dan inicio a la pista que nos lleva hasta el 4x4. Se ha de apreciar esta vía en lo que vale, una vía interesantísima para las personas que deseen iniciarse en el mundo de las ferratas, pero muy pobre para los que ya buscamos emociones un poco más fuertes. ¡Ah, por favor! quizá necesite alguna que otra reparación. Rafa Montoliu Material mínimo: Casco, arnés, zyper doble, cuerda de 40 m. (10 mm), ocho y guantes.

Volver a la página principal